LA PLANIFICACIÓN DOCENTE

En el transcurso de los diferentes módulos, se ha ido capacitando y en parte interiorizando en muchos factores que se encuentran involucrados en la enseñanza y el aprendizaje, permitiendo que se perciba temas que no son valorados como tal (expuestos en los publicaciones anteriores), y  la planificación docente es uno de ellos.

La planificación docente se encuentran temas  que están implícitos, no se los toma en cuenta al momento de realizarla; es así, como las preguntas que me ayudaron mucho para entender fueron: ¿cómo realizar una buena planificación fueron?, ¿Qué tipo de aprendizaje quiero promover?, ¿Con qué saberes voy trabajar?, ¿Qué actividades voy a pedirles que hagan?,  ¿Qué voy a tener que hacer yo?, ¿Para qué voy a evaluarlos?, Y ellos ¿se van a evaluar también?, ¿Cómo y cuándo evaluar?( Extraído del Módulo II del MADU),  permitiendo abrir un nuevo horizonte de lo que se encontraba explícito, terminó por convertirse en un conjunto de nuevos conocimientos y abrirme a nuevos entornos de la planificación docente.

Se resaltó el papel del estudiante como miembro activo del conocimiento, se  inmiscuía el aprendizaje formativo  en sus diferentes etapas. Al visualizar la planificación se tomó en cuenta factores que influían al momento de realizar la misma como son: tiempo limitado, sistemas de evaluación, materias demasiado técnicas, evaluación… Esto permitió entender que si una planificación es lo suficientemente consistente permite acoplarse a diferentes contratiempos que puedan presentarse.

Entender a la planificación docente no como un papel administrativo; más bien, debe ser sinónimo  implementación de un instrumento de enseñanza. Al realizar una planificación debemos tener la certeza de cumplirlo y de adaptarlo a lo que realmente hacemos en nuestra etapa como docentes. El plan educativo no es una propuesta neutral, se basa en unos valores, por lo que debe ser tan discutido, como formulado y cumplido (refleja creencias e ideologías que debemos hacer explícitas para identificar sus consecuencias en los procesos de E-A y, al ser conscientes de ello, poder reconducirlos (García, 2015).

Realizar la planificación fue un reto inmenso que me revelo muchas cuestiones sobre si lo que había hecho hasta ahora ha sido lo correcto permitiendo autoevaluarme y redirigir mi enseñanza en la aplicación de nuevos cambios como docente. En este contexto se ven reflejadas las competencias, que en nuestra planificación en la mayoría de casos no se trabaja para alcanzarlas, incluso se ignoran (se ponen a consideración muchas competencias en la guía docente pero la metodología no tiene nada que ver con lo que se transmite y por último no se cumplen ni se ven inmiscuidas en el proceso.) es fundamental trabajar para llegar a las mismas ya que tiene  conexión con toda nuestra planificación.

dimensiones.

Al preguntarse ¿qué tipo de aprendizaje deseo promover?, podemos dirigir una mirada más amplia de nuestra planificación.

que tipo

Al plantearnos que dirección tomaremos permitirá tomar la metodología mas acaertada planteando diferentes actividades que permitan alcanzar los objetivos planteados y que se transformen en realidad tanto para la enseñanza como para el aprendizaje. Las actividades son aquellas que permitirán transmitir los conocimientos y abarcar las competencias que requerimos sean alcanzadas, en este entorno aprendí de las innumerables herramientas que existen y que permiten elaborar nuestras actividades de manera muy interesante, reflexiva y significativa.

Algo interesante al realizar la planificación es la evaluación que es vista como la constante macabra (se explica en una publicación anterior en el blog), cuando mantenemos una planificación formativa para nuestros estudiantes la manera de evaluar deberá ser acorde a la metodología. ¿ Para qué evaluar?:

evaluacion

Es en este contexto en que aprendí mucho aspectos relevantes como son: la diferencia entre criterio de evaluación y criterio de calificación. Son totalmente diferentes y son aquellos que marcan una pauta al momento de realizar la evaluación; sin embargo, se puso de manifiesto temas en los cuales no se podía llevar a cabo la evaluación de una manera diferente por la falta de colaboración entre docentes ya que al finalizar los tiempos todos envían proyectos y evaluaciones, se satura al estudiante y esto realmente puede afectar a su aprendizaje formativo, aquí se abrió el tema sobre la mesa la colaboración , es algo que se encuentra en manos nuestras como docentes llegar a consensuar en el grupo, que magnifico sería realizar un solo proyecto adjuntando las materias complementarias de nuestros colegas y así permitir que nuestro alumno realice su mejor esfuerzo y nos sorprenda.

IMG_5063

La planificación docente es una labor ardua pero muy significativa que permitirá ser nuestra herramienta aliada para cumplir con las exigencias de nuestras asignaturas; así como, el sentido que le demos a la misma , orientar a nuestros alumnos hacia un aprendizaje formativo, reflexivo, colaborativo y significativo.

IMG_5111